La ortodoncia en niños y/o adolescentes (II): Tipología

La ortodoncia en niños y/o adolescentes (II): Tipología
Valora este artículo

pedroruiz-0926


Según el avance de la problemática a solucionar, distinguimos entre la ortodoncia preventiva, la interceptiva y la correctiva.

La ortodoncia preventiva es la parte de la ortodoncia que pretende actuar antes de la aparición de desviaciones. Se aplica cuando el diagnóstico nos indica que se van a producir alteraciones y que afectarán el desarrollo normal de la zona bucofacial. En estos casos se utilizan técnicas de desgaste dentario y aparatos removibles. Normalmente se aplica en cortas edades y suele ir acompañado de la corrección de hábitos nocivos que pueden empeorar el riesgo existente. Algunos de los ejemplos son los mantenedores de espacio, la extracción de dientes supernumerarios u otras acciones que se avancen a los problemas causados por la erupción de piezas.

La ortodoncia interceptiva está encaminada a corregir desviaciones que se están produciendo en ese momento, pero que todavía pueden tratarse para cambiar su evolución. Suele aplicarse en pacientes jóvenes.

Algunos de los resultados más directos del tratamiento temprano son:

  • Crear espacio para los dientes que estén saliendo apiñados.
  • Corregir asimetrías faciales al modificar el crecimiento de los maxilares.
  • Reducir el riesgo de sufrir un traumatismo de los dientes frontales prominentes.
  • Conservar espacio para los dientes permanentes que todavía no han erupcionado.
  • Reducir las posibilidades de impactación de dientes permanentes.
  • Corregir hábitos de succión o de deglución (tragar) atípica.
  • Intentar eliminar los problemas de dicción.
  • Intentar reducir la necesidad de extracción de dientes.
  • Intentar reducir el tiempo o la complejidad de la ortodoncia correctiva.
La ortodoncia correctiva se aplica cuando el problema ortodóncico o la maloclusión ya se han instaurado y han alterado el curso normal del complejo bucofacial. Suele estar indicada en jóvenes y adultos. Se utilizan tanto aparatos removibles como aparatos fijos que tienen como objetivo devolver la normalidad morfológica funcional y estética. En estos casos son imprescindibles radiografías panorámicas y estudios sobre modelos.