La gingivitis también es cosa de niños

La gingivitis también es cosa de niños
5 (100%) 1 valoraciones

Tal vez te parezca extraño, pero los niños y adolescentes también suelen tener problemas de gingivitis. La gingivitis, en sus distintos grados de severidad, es prácticamente universal en los niños (alcanza cifras del 70% en niños de 7 años) y adolescentes (se eleva hasta el 90% a los 10 años). Es una forma de enfermedad periodontal  que se caracteriza por la inflamación e infección de los tejidos de soporte dental, como serían las encías, los ligamentos periodontales y el hueso alveolar.

La mayoría de estas inflamaciones están relacionadas con los siguientes factores:

  • Depósito de placa bacteriana – las bacterias suelen ser las responsables en la mayoría de los casos.
  • Presencia de caries y obturaciones que favorecen la presencia de bacterias y dificultan la higiene.
  • Erupción y caída de dientes – durante estos procesos se pueden producir inflamaciones muy molestas. Estos procesos normalmente suelen ser asintomáticos, pero en ocasiones la encía puede contaminarse de bacterias e inflamarse.

¿Cualés son los signos y síntomas de alarma?

  • Cambio de coloración de la encía: más roja, incluso amoratada.
  • Recesión de las encías hasta el punto de dejar muchas veces al descubierto las raíces.
  • Sangrado de la encía en cualquier momento, no sólo en el cepillado.
  • Heridas que pueden causar dolor de encías y mucosas.
  • Mal aliento constante, por mucho que se haga una higiene exhaustiva de la boca.
  • Sensacion de que las encías se mueven y de que los dientes están más separados.

Un cuidado periodontal integral e ininterrumpido durante la infancia y adolescencia puede prevenir el desarrollo de patologías periodontales más agresivas en la edad adulta. Enseñar al niño a limpiar sus dientes evitará el problema y le hará responsabilizarse de su salud bucodental en el futuro.Además, es muy importante tratar las caries, aunque sean dientes de leche, y que los tratamientos estén bien realizados para evitar que se produzcan daños en la encía. Una limpieza bucal profesional cada 6-8 meses también ayudará a eliminar las bacterias así como los restos de placa que los pequeños no han sido capaces de eliminar mediante la higiene diaria.

Si tenéis cualquier duda, respecto a este tema, podéis contactar con nosotros y os ampliaremos la información.